Psicología | Psicoterapia
Supervisión de casos
 

El lugar de la supervisión, en lo que atañe al trabajo terapéutico, implica la posibilidad de disponer de otra mirada, otra escucha acerca de las particularidades y avatares en la dirección de un tratamiento, tarea o funcionamiento de una institución o grupo.

La tarea de supervisión, además de contemplar lo anterior, puede formar y forma parte del trabajo de formación que exige un servicio.

La supervisión abarca diferentes modalidades y lugares, esto es:

  • En relación con el trabajo clínico específico, esto implica la supervisión demandada desde el quehacer clínico, que recae en el trabajo clínico, asistencial, con un paciente determinado, o con su familia.
  • A nivel institucional, esto es, en relación con las actividades, funcionamiento, funciones, responsabilidades, dificultades en la comunicación de los trabajadores de una institución, dirección de la misma, equipo.

En la práctica clínica, la supervisión, posibilita tener otra escucha acerca de las particularidades de un caso, de la dirección de un tratamiento.

 

La demanda de una supervisión

Un profesional que demanda una supervisión de su trabajo, coloca a otro, en un lugar de saber, que generará un despliegue institucional y subjetivo, ya sea en la consulta privada, en la institución  hospitalaria, centro asistencial, etc.
Es fundamental clarificar quién es el que demanda, para qué se contrata a un supervisor, de dónde surge la demanda, si parte de la dirección de la institución,  si está consensuada por el equipo o parte de un grupo de profesionales del servicio. Una vez que se aclara quien hace la demanda, este esclarecimiento deberá volver a realizarse todas las veces que sea necesario.

 

Dispositivo de supervisión en un servicio de internación

En una supervisión en una institución  con pacientes ingresados con patologías mentales severas, pueden participar todos aquellos profesionales que lo deseen, es decir es abierto a los profesionales que trabajan en el servicio, y a quienes concurren  a éste en tareas de formación.

La modalidad de supervisión abierta implica un ámbito de trabajo esto es  discusión, intercambio, transmisión y formación.

Los efectos de este dispositivo de supervisión tendrá necesariamente consecuencias en la dinámica de funcionamiento del servicio y en las diferentes actividades que se realizan en el mismo.

Una supervisión implica, escuchar los datos que se extraen del material clínico presentado, preguntar acerca del trabajo del equipo terapéutico, si la misma se realiza en el mismo lugar donde se desarrolla la tarea clínica-asistencial, la escucha y la visión del campo de trabajo se amplía.

 

Un modo de lectura e intervención en la clínica

Una tarea altamente compleja, como lo es el contacto diario con pacientes con patologías mentales severas, genera necesariamente en el equipo y sus integrantes, comportamientos y afectos, a los que hay que atender para preservar la salud de los mismos y el trabajo para el que la institución está creada.

aspectos prácticos y técnicos de la supervisión:

  • La Demanda de  supervisión.
  • Elección del momento de comienzo de la supervisión.
  • Elección del caso a supervisar.
  • Método de registro del material.
  • Encuadre especifico de la supervisión.
  • Finalidad de la supervisión.

 
Princesa, 3 duplicado Plaza de los Cubos | 28008 | Madrid | Tel.+34 915 479 248 | + 34 647 914 626 | Consultas | © dpl s-l 2009
...I